26/11/10

¿CÓMO FUNCIONA LA SOCIEDAD “SANATORIOS PRIVADOS-PAMI”?

Consultorio del Sanatorio Urquiza: Un ejemplo del Martirio en la Atención de los Jubilados de Quilmes Oeste


EN UN TRABAJO INVESTIGATIVO “LA MIRADA DE QUILMES OESTE” ACOMPAÑÓ A UNA ABUELITA DE PAMI EN LA TORTUOSA ODISEA DE ATENDERSE EN EL CONSULTORIO DEL SANATORIO URQUIZA (CONDARCO Y 12 DE OCTUBRE). ALLÍ FUIMOS TESTIGOS DE UNA INNUMERABLE CANTIDAD DE IRREGULARIDADES.  ESTIMADO LECTOR, ACOMPAÑENOS A UN VIAJE AL CONSULTORIO DEL “TRISTEMENTE CÉLEBRE” SANATORIO URQUIZA, QUIEN SE HICIERA FAMOSO EN 2007 POR HABER DADO POR MUERTO A UN PACIENTE DE PAMI E INGRESARLO EN UNA BOLSA MORTUARIA A LA MORGUE, CUANDO EN REALIDAD ESTABA VIVO Y FUE DESCUBIERTO POR UN EMPLEADO DE UNA FUNERARIA QUE NOTÓ QUE LA BOLSA SE MOVÍA, LA ABRIÓ, Y EL HOMBRE ESTABA RESPIRANDO.



Todo el tiempo los escuchamos quejarse a nuestros Mayores sobre la atención en el PAMI, en los hogares, la calle, el colectivo, a veces con mucho menos frecuencia en la radio o TV. y casi ya no parece tener importancia ese lamento, la sociedad administrativa, nosotros, nos vamos acostumbrando a que esto funciona así, pero todo el tiempo escuchamos quejarse a nuestros Abuelos,   renegar del sistema de atención del PAMI, de las largas colas para llegar a solicitar un turno, de la tardanza de la ambulancia, de los cambios habituales de los profesionales médicos, de los espacios de tiempo muy largos que existen entre un dolor y la desconexión entre el medico de cabecera, especialista, solicitud de estudios, realización de estudios, otra vez medico de cabecera para autorizar nuevamente el profesional para ver el estudio que se solicito urgente; etc., etc., etc.; y se nos van muriendo de a poco o no, pero sufriendo el maltrato del SISTEMA DE ATENCIÓN DE SALUD CLÍNICAS PRIVADAS-PAMI; es increíble pero la oración anterior en sí, es en realidad una contradicción porqué SISTEMA DE ATENCIÓN DE SALUD implica por definición “el ordenamiento organizado al servicio de la atención de todo tipo de enfermedades y con todos los recursos YA pagados”.
La intención de esta investigación periodística es despertar la conciencia ciudadana y así entre todos cortar de raíz este flagelo instalado en la sociedad del maltrato a la tercera edad en su atención de salud; no es contra un gobierno, es por la falla administrativa en la ejecución de organización y controles; no es contra ningún Sanatorio en particular, este es solo un ejemplo propuesto por las denuncias a nuestra redacción de los vecinos de Quilmes Oeste, simplemente se pide que nuestros Abuelos sean tratados como seres humanos que además están enfermos, muchas de las problemáticas que encontraran en la siguiente investigación simplemente tiene solución con un poco de organización, sentido común y controles en el lugar de atención; nosotros quizás tengamos todavía un poco de tiempo, pero nuestros mayores no.

CONSULTORIOS EXTERNOS DEL SANATORIO URQUIZA

Ubicados en la esquina de Avenida 12 de Octubre y Condarco funcionan en un pequeño local los consultorios externos de los Jubilados para  la atención de los profesionales Médicos especialistas y se pueden verificar sin ningún tipo de cuidado ni disimulo las siguientes irregularidades evidentemente permitidas por el PAMI, pues este consultorio lleva más de tres años funcionando así:
  • no tiene baño para personas discapacitadas.
  • no tiene asientos suficientes para la cantidad de jubilados que convocan.
  • no tiene espacio suficiente para atención, con más de un profesional y 5 consultorios.
  • Las puertas de los 5 consultorios están enfrentadas entre sí en un pasillo de un metro de ancho que además tiene entre sus puertas bancos.
  • Este pasillo es también el único camino a los baños.
  • no tiene desde la calle rampa para camilla o silla de ruedas ni baranda a la única puerta de acceso.
  • no tiene los medios de seguridad mínimo, todo el frente es con vidrio, los dos laterales son ventanales vidriados pintados y la puerta abre para adentro (FOTO 1).
  • no tiene reglamentariamente el matafuego, que está apoyado en el piso.
  • no tiene salida de emergencia y por supuesto no existen sus indicadores.
  • no tiene espacio acondicionado para el desplazamiento de personas con las carencias características propias de esta edad.
  • no tiene buena comunicación la convocatoria entre paciente-profesional.
  • no tiene ambulancia en la puerta para casos de emergencia.
  • no tiene las veredas terminadas dificultando el acceso de las personas de edad avanzada.
  • Todo el tiempo existen cambios de médicos por otros, generando desplazamiento de semanas pasando los días de turno, las causas de ausencias y emigración de los mismos posiblemente serán ¿atraso en los pagos de sueldos? 
Quizás encontrarán una respuesta oficial de por qué este viejo local de Almacén fue, sin grandes modificaciones, convertido en Consultorio Externo. Esperamos esa respuesta desde el Sanatorio y principalmente desde el PAMI.

LA AMBULANCIA DEL SANATORIO URQUIZA PARA PAMI
Nuestra investigación logra descubrir gracias a la denuncia de los abuelos que la única ambulancia que pertenece al Privado Sanatorio Urquiza  es un Fiat Fiorino. Como se constata en la FOTO 2, la pequeña camioneta del tipo “multicarga” es de los primeros modelos, acorde a la edad de los jubilados, sin modificaciones interiores para llevar pacientes.
Los jubilados le narraron a nuestro periodista las siguientes experiencias: “casi siempre trae de a dos pacientes juntos en silla de ruedas”,  “en la camilla los pies me tocaban la puerta y esta no cerraba, la sostenían con la mano”, esto se pudo verificar visualmente que las camillas entran en el limite, “tenemos que encoger las piernas “dijo una Abuela;
¿Cómo un Sanatorio Privado puede marcar tanta diferencia entre la atención de sus pacientes respecto de los llegados por el PAMI llegando casi a la discriminación entre un paciente de primera y los jubilados y pensionados? ¿Cómo el PAMI lo permite? no pueden decir que no lo saben porque se ve en la calle desde hace varios años.

 



UN DÍA EN LOS CONSULTORIOS DEL SANATORIO URQUIZA
15 de septiembre, Consultorios del “SU”, Condarco y 12 de octubre:
Acompañamos a nuestra amiga y vecina de Quilmes Oeste Doña Rosa para verificar como era un día de atención reprogramada varias veces con el medico traumatólogo por PAMI ; estaba convocada para las 9hs. pero le avisaron que el doctor llegaría para las 10hs., le toca el turno Nº 3 pero los números arrancan en el 89; “no parece tanto” responde resignada, las fotos demuestran como el sitio llamado consultorios no esta preparado porque simplemente es una casa que se utiliza para la atención de los Jubilados; todos los abuelos presentes son para los dos traumatólogos verificando el hacinamiento por multitud y pocos asientos.
Las imágenes dejan ver como varios pacientes ambulatorios externos pasan sin turno por encima de los que estaban esperando, con el enojo lógico de una jubilada que justo le tocaba y esta desde las 8hs siendo ya son las 11hs, el doctor también  se ofusca pero esta es la organización administrativa del “Urquiza”.
Todos protestan con indignación, resignación y tristeza, se consuelan diciendo “es el PAMI, qué se le va hacer”; mientras esperamos acompañando a Doña Rosa y su hijo tomamos las imágenes que confirman que este sitio no está adecuado para la atención como consultorio. Doña Rosa fue atendida muy bien por el Doctor que por supuesto no fue el que le mandó a hacer los estudios hace casi tres meses, le ordenó sesiones de kinesiología y modificó su medicación;  ahora debe pasar por el PAMI para autorizar la orden y que le indiquen el sitio del tratamiento. Esto significa que la historia para su dolor de cadera “continuará…”; nos retiramos del consultorio 12,15 hs. después de casi 3 horas de las cuales con sus 77 años 2 hs. estuvo de pie por falta de asientos y espacio (FOTO 3).



EN 2007 EL SANATORIO URQUIZA dio por muerto a un anciano que aún estaba vivo
Los médicos del sanatorio Urquiza decretaron la muerte de un paciente de Juan Schandor (80). Ese día, a las 15:30, la esposa de Schandor, Ana María Francisca Pitloun, observó conmocionada cuando se llevaban el cuerpo ya dentro de la bolsa mortuoria, hacia la morgue del establecimiento. Con toda la tristeza encima, su familia comenzó a realizar los trámites para el entierro. Pero a las 18, en medio de esa dura situación, la hija de Schandor recibió un llamado de un hombre que decía que Juan vivía.
Ese hombre era Claudio González, de una funeraria de Quilmes, quien había descubierto que Juan estaba vivo mientras trabajaba en la morgue del sanatorio. “Había ido a buscar un cuerpo, que tenía que trasladar. Como la bolsa en la que estaba este hombre me dificultaba para levantar la que yo tenía que llevarme, la corrí. Y en ese momento, un muchacho de otra funeraria que estaba ahí conmigo me gritó: ‘Mirá, esa bolsa se mueve’”. Incrédulo, González abrió la bolsa y comprobó que Juan respiraba.
“En ese momento agarramos una camilla que había ahí y llevamos a este hombre para el hall principal del sanatorio. A los gritos pedimos un médico, le contamos la situación y se llevaron a este señor para la zona de terapia”.
Enseguida, el empleado pidió a los empleados del centro médico que le avisaran de la situación a la familia Schandor, pero –según aseveró– no le prestaron atención. Como había leído el apellido de Juan en la bolsa mortuoria, cruzó a un locutorio que hay enfrente del sanatorio y buscó el teléfono de la familia en la guía. Así pudo transmitir la insólita noticia:
–¿Señora, usted tiene un familiar internado en el Sanatorio Urquiza?
–Tenía a mi papá, falleció esta tarde.
–No, su padre está vivo. Venga urgente al sanatorio, ya sé que le dijeron que había muerto, pero no es así, lo encontré vivo adentro de la bolsa mortuoria.
A Juan lo habían dado por fallecido y hasta ingresado en la morgue, pero en realidad estaba vivo. Los dueños de la clínica tardaron en dar explicaciones. "Recién nos atendieron 20 horas después", dijo Ana María. "Fue un lamentable accidente", le dijo un director. "¿Creés en Dios: esto fue un milagro?", intentó explicar otra autoridad sanitaria.
Esa misma explicación uso el nosocomio para expliocar, mediante un comunicado de Prensa, el hecho se trató de “un incidente de confusión sobre el anticipo de la muerte del mismo” motivado por su “estado de gravedad terminal”. En el mismo comunicado indicaron que la situación “de ninguna manera influyó en el estado y/o atención” de Schandor. Frente a esto, la hija de Juan sostuvo: “Nosotros somos conscientes de que mi papá va a fallecer, porque está en un período terminal de su enfermedad, pero ellos lo dieron por muerto cuando todavía respiraba.  Es una situación increíble. El trato del PAMI es un desastre: los pacientes están amontonados en una habitación. Si no tienen quien los acompañe, no comen porque nadie les da de comer", se quejó.
La familia del paciente demandó al establecimiento, mientras que la Justicia ya inició una causa penal por “presunta mala praxis”. En tanto, la fiscal Claudia Vara, de UFI Nº 14 de Quilmes intenta determinar si hubo abandono de persona o si la confusión surgió debido a la gravedad del enfermo que podría haber llegado a tener los signos vitales mínimos casi imperceptibles y el fiscal Carlos Stornelli -a cargo de una unidad que investiga irregularidades en PAMI- inició un sumario sobre posibles responsabilidades de prestatarios.
El director de la clínica, Marcelo Yanguas, explicó a las autoridades del Ministerio de Salud provincial, que la historia personal y los registros de Llandor fueron secuestrados por la Justicia. "Los camilleros se llevaron a mi padre mientras mamá estaba en el sanatorio. Tenía todo el cuerpo tapado con una sábana", contó Ana María Llandor, la hija única del jubilado.
El Ministerio de Salud realizó una inspección y los auditores resolvieron que la clínica está "bajo los parámetros normales de funcionamiento". Urquiza es una clínica de nivel 4, de alta complejidad, con terapia intensiva, cirugía cardiovascular, laboratorios y hemodinamia. Funciona desde 1987: tiene 63 camas y obtuvo la categorización en 1995.